EL ENCUENTRO VIRTUAL POR EL EMPLEO JOVEN PONE EN CONTACTO A EMPLEADORES Y ESTUDIANTES.

“LAS EMPRESAS TUROLENSES NECESITAN JÓVENES CON VOLUNTAD DE TRABAJAR”

Teruel, 21 de Mayo de 2021

El Encuentro Virtual por el Empleo Joven organizado por la Cámara de Teruel en colaboración con la Asociación de Empresarios del Polígono La Paz (Asempaz) y Caja Rural de Teruel, puso este jueves en contacto a trece empresas del territorio con más de 70 estudiantes en busca de trabajo. El presidente de Asempaz, Alejando Monfort, destacó que existen oportunidades laborales para la juventud turolense, a la que pidió que, además de formarse, afronte su incorporación al tejido  empresarial con una actitud activa y positiva.

El presidente de la Cámara, Antonio Santa Isabel, conminó a los participantes en esta actividad enmarcada en el Programa integral de cualificación y empleo (Pice) que aprovecharan la oportunidad para conocer el tejido empresarial turolense y las necesidades del mercado de trabajo, “que cambian día a día”, de ofertar cursos adaptados a las necesidades de las empresas y capacitar a los jóvenes en habilidades que a veces no se consiguen en la formación reglada.

Santa Isabel se mostró convencido de que el encuentro se iba a traducir en la formalización de algunos contratos laborales.

El presidente de Asempaz, Alejandro Monfort, negó que falten oportunidades laborales para los jóvenes del territorio. “Las oportunidades existen y hay algunas muy buenas. Las empresas necesitamos manos de obra, pero también jóvenes con voluntad de aprender un oficio y que identifiquen a las empleadoras como un medio de vida a largo plazo”, aseguró. En este sentido, recomendó a los jóvenes que no se incorporen a trabajar si el puesto ofertado no encaja con su formación o su forma de ser o si ven el puesto como algo temporal.

La responsable de los Programas de Empleo de la Cámara y delegada de la Cámara en Alcañiz, Guadalupe Martínez, agradeció el ofrecimiento de Monfort. “Los jóvenes necesitan oír que las puertas de las empresas están abiertas y, precisamente, que haya comunicación entre las mismas y los potenciales trabajadores es el objetivo de este encuentro”, afirmó. Por eso, animó a los jóvenes a “perder el miedo” a enviar el currículum a las empresas o a presentarse en las mismas.

El director del área de Recursos Humanos de Caja Rural de Teruel, Javier Remón, destacó la colaboración institucional para llevar a cabo este encuentro por su importancia para los jóvenes, “que tienen un problema de acceso al empleo pero suponen un activo de futuro fundamental para las empresas y para la provincia”.

La jornada comenzó con el testimonio de jóvenes y empresas que se han beneficiado del programa PICE.

Paula explicó que consiguió empleo de inmediato tras seguir un curso de Restaurante y Bar, al igual que Belén, que se formó como vigilante de seguridad. En paralelo, las empresas participantes comentaron los perfiles que necesitan para cubrir sus ofertas de empleo.

Martínez explicó que tratan de ofertar cursos adaptados a las necesidades de las empresas y capacitar a los jóvenes en habilidades que a veces no se consiguen en la formación reglada.

Enrique Marco ofreció una charla motivacional preparatoria de la jornada y vinculada con los talleres ofrecidos por Shaila Romero, y el encuentro culminó con entrevistas concertadas entre las empresas y los jóvenes participantes.

PICE
El Programa Integral de Cualificación y Empleo (PICE) de la Cámara de Comercio de España es uno de los instrumentos que articulan el Programa Operativo de Empleo Juvenil 2014-2020 del Fondo Social Europeo para apoyar la reducción de la tasa de desempleo entre los jóvenes de 16 a 29 años, mejorando su cualificación y empleabilidad y promoviendo el autoempleo. Consta de dos planes específicos: Plan de Capacitación y Plan de Movilidad. Este programa forma parte del Sistema  Nacional de Garantía Juvenil, una iniciativa del Ministerio de Trabajo y Economía Social en coherencia con la Estrategia de Emprendimiento y Empleo Joven.
Las Cámaras de Comercio actúan como mediadores entre las empresas y los jóvenes para aumentar sus oportunidades laborales y ponen a su disposición a un orientador laboral que se responsabiliza de guiar al joven durante su itinerario formativo y acercarle a las empresas que demanden su perfil laboral.

Fuente Diario de Teruel

Responsabilidad social de Aragón